Dimarts, 4 d'agost de 2020 - Edició 740
La República

Gobierno con Referéndum

La izquierda, si quisiera, podría formar gobierno en España. Un Gobierno de coalición entre las izquierdas estatales y los partidos soberanistas catalanes lo harían posible. Tan solo haría falta estar […]

El Comunicado J Herrera
El Comunicado J Herrera 27/08/2016

La izquierda, si quisiera, podría formar gobierno en España. Un Gobierno de coalición entre las izquierdas estatales y los partidos soberanistas catalanes lo harían posible. Tan solo haría falta estar de acuerdo en una cosa: EL Referéndum. Pero el problema está en las aspiraciones y los planteamientos de la cúpula de los socialistas sobre Cataluña. Es apreciable, si tenemos en cuenta la trayectoria cada vez más centralista, cuando no directamente españolista, de la formación encabezada por Pedro Sánchez. Pero si lo miramos con cierta perspectiva histórica, para el PSOE debería resultar asumible. Hay miedo a que salga el “sí” y el territorio catalán deje de ser el soporte que es para este Estado cada vez más recluido y confinado en su empecinada centralidad.

Llegar a un acuerdo entre el PSOE y Unidos Podemos con los soberanistas catalanes no revestiría mucha complicación de posicionamientos idealistas. Ni requeriría de agotadoras negociaciones a partir de un listado de demandas plagado de contrapartidas económicas. Simplemente como primer paso, en este ejercicio de formación de gobierno y presupuestos, concertar fecha para esa consulta. La política catalana ve prioritario el proceso soberanista para paliar esas deficiencias en las que le tiene sumergido el Estado español y prefiere ajustarse el cinturón con la esperanza de un cambio drástico con esperanzas de mejoría, que no estar esperando a que todo continúe igual y no haya futuro. Seguro que todos ganaríamos.

Por eso el referéndum es la pieza que puede desbloquear no solo el tablero político catalán, sino también el español. El referéndum dejó de ser un tabú para la izquierda española que representa Podemos. Sin embargo, sigue siéndolo para los socialistas, prisioneros de sus palabras. Durante la transición, el PSOE hizo un reconocimiento explícito al derecho a la autodeterminación de las nacionalidades de España. Pero no hay que ir tan lejos. El mismo PSC recogía hasta hace dos años en su programa electoral la idea del referéndum acordado con España. La propuesta cayó del programa el pasado 27-S, pero hasta entonces había sido uno de sus puntos estrella. La izquierda española ha de ser creíble de una vez. En sus manos tiene que se pueda formar gobierno o volver a las urnas por Navidad…

J L Herrera Vega
Ciències de la Informació i de la Comunicació
El Comunicado

Relacionats